Francisco Velázquez

Aunque hasta el momento no se ha remitido al corralón algún vehículo que preste el servicio de taxi ejecutivo a través de la plataforma Uber, el gobernador del estado de Querétaro, Francisco Domínguez Servién, aseguró que, hoy en día, estos automóviles operan de manera ilegal; por lo que los inspectores del transporte tienen la obligación de detenerlos, retirarlos y mandarlos al depósito.

En cuanto a los más de 400 empleados que, estimó, tiene Uber, dijo que “se cambien a Cabify”, ya que esta plataforma es la competencia directa de la primera y forma parte de los 20 servicios que obtuvieron su permiso que les permite operar en el estado de Querétaro; o bien, agregó, pueden exigir a Uber que registre su plataforma.

“Se sacaron dos convocatorias para todos los que quisieran inscribir una plataforma, para poder brindar el servicio no de taxi, sino estas plataformas. Uber no lo hizo en ninguna de las dos ocasiones; ellos decidieron irse por el amparo. Les doy clarísimo ejemplo, Cabify, que es la competencia de Uber, sí lo hizo y está aprobado. Hay que esperar la determinación de un juez, hay que esperar el amparo”, refirió.

Domínguez Servién adelantó que en caso de que Uber obtenga el amparo, el Instituto Queretano del Transporte (IQT) también hará lo mismo; toda vez que la responsabilidad de la seguridad de los ciudadanos la tiene el gobierno.

“Ya hubo gente de Uber actos delictivos, un intento de violación en un Uber; entonces, tengo que darle la seguridad, sea Uber o la plataforma que sea”, mencionó.

En otro tema, el mandatario estatal confirmó la salida del director titular de la Orquesta Filarmónica del estado de Querétaro, José Guadalupe Flores; sin embargo, precisó que los músicos y el equipo pidieron que ya no dirigiera la agrupación.

Indicó que en términos financieros, la Filarmónica tendrá su apoyo y no permitirá que entre en deuda, luego de que trascendió que presenta problemas administrativos e, incluso, son el Servicio de Administración Tributaria.