EUA ¿nuevo paraíso fiscal?

0
171

Hace una semana el presidente Donald Trump anunció su paquete de reformas fiscales con cambios realmente interesantes, el más sonado, la disminución del impuesto a las ganancias corporativas (income tax) de un 35 por ciento a un 15 por ciento.

De lograrse tal reforma, Estados Unidos se convertiría en un país sumamenteatractivo para los empresarios e incentivaría el regreso de miles de compañías a dicho país. Algo todavía más serio, EUA podría convertirse en un paraíso fiscal (Régimen Fiscal Preferente) de acuerdo a nuestras leyes fiscales y seguramente se desataría una guerra de tasas a nivel mundial.

Según nuestra Ley del ISR se considera que un país/territorio es un Régimen Fiscal Preferente (REFIPRE) cuando en dicho país los ingresos no están gravados o lo están con un impuesto inferior al 75 por ciento del que se causaría y pagaría en México.

Si bien, la disposición legal tiene sus precisiones, si la reforma propuesta por D. Trump es aprobaba, EUA terminaría siendo un REFIPRE con todas las implicaciones fiscales que esto tendría. Esto último pudiera ser catastrófico para nuestro país.

La operación de cientos de multinacionales que operan en México se encarecería –fiscalmente- y seguramente muchas regresarían a los EUA; no estamos hablamos de un diferencial menor, en México estarían pagando el doble de impuesto sobre la renta.

México se vería obligado a reaccionar, tendríamos que considerar seriamente una disminución de nuestra tasa de ISR a un nivel similar y seguramente no seriamos los únicos. De concretarse esta guerra de tasas los efectos deseados por EUAno se materializarían (en su totalidad) y los grandes empresarios, entre ellos Trump, estarían felices con sus nuevas ganancias.

Los que seguramente se están volviendo locos son los estudiosos de la OCDE. Años empujando por la homologación de los sistemas fiscales para evitar que las multinacionales transfieran sus utilidades a países con tasas de impuestos reducidas para que ahora la primera (o segunda) economía del mundo se convierta en un paraíso fiscal, sería un fuerte golpe para tal organismo.

Pero bueno, lo cierto es que se trata apenas de una propuesta y muchos ven difícil que el Senado estadounidense la apruebe por el gran déficit que pudiera ocasionarle a sus finanzas públicas, según especialistas el Senado pudiera autorizar un impuesto corporativo al 20 por ciento.

No cabe duda que Trump llegó para sacudir al mundo y la materia fiscal no se iba a salvar.

Hasta la próxima semana.

@Pacoceb