Cáncer de piel aparece sin causa o a través de lunares

El cáncer de piel es producto del daño causado por la exposición a los rayos del sol y se presenta como una lesión en la piel que aparece sin causa alguna, o bien, a través de lunares que comienzan a cambiar su forma o coloración.

La dermatóloga del Hospital General Regional número uno del IMSS, Janet Eslava García, explicó que para detectar algún síntoma de alarma se debe observar la asimetría del lunar, coloración y borde, que en el melanoma tiene forma como de huevo estrellado.

“El cáncer de piel es prevenible y curable cuando se detecta a tiempo, a pesar de ser la tercera causa de muerte en México, se detecta y se ataca con cirugía”, mencionó la especialista del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

Abundó que “este tipo de cáncer no tiende a generar metástasis o extenderse a otros lugares, a excepción del melanoma que ese sí es muy agresivo”.

Señaló que otra manera de detectar una anomalía es con la aparición de lesiones en áreas de piel sana, desde una mancha, bolita roja o úlcera que no cicatrice.

Esta debe ser sometido a revisión y por lo tanto requiere consulta médica en su Unidad de Medicina Familiar (UMF) correspondiente, manifestó.

Por lo regular, mencionó la especialista del IMSS, estos daños en la piel no llegan a presentar dolor alguno, pero conforme pasa el tiempo estos mismos irán agravando su apariencia y se crearán complicaciones que pudieran haberse evitado.

Eslava García expresó que el uso de protectores o bloqueadores solares debe considerarse a diario, sobre todo en las horas de mayor intensidad de los rayos Ultra

Violeta (UV) y al mantenerse expuesto al sol por un tiempo prolongado.