Donar para pagar menos impuestos

0
231

Que situación tan difícil está pasando nuestro país, sin duda es momento de ayudar en lo que cada uno de nosotros pueda y por eso hoy le hablo de los donativos y como es que éstos pueden reducir su carga fiscal (ISR).

Los donativos, cuando reúnen ciertos requisitos pueden ser deducibles, esto es, disminuir su utilidad fiscal y con ello su pago de impuestos. Para ejemplificarlo de una manera muy simple por cada $100 pesos donados podríamos tener un ahorro de $30 pesos de Impuesto Sobre la Renta (ISR).

Sin embargo, no todo donativo es deducible pues se deben cumplir con varios requisitos, le platico los más importantes:

Tienen que ser entregados a instituciones/organizaciones que cuenten con autorización del Servicio de Administración Tributaria (SAT) para recibir donativos, esto lo puede usted verificar en la página del SAT (busque “listado de donatarias autorizadas”), y dichas instituciones deben emitirle una factura electrónica con todos sus datos fiscales.

Además, los donativos no pueden realizarse en efectivo, ya sea su empresa o usted como persona física deben entregarlos mediante cheques nominativos, transferencias electrónicas y/o tarjetas de crédito o débito.

Ahora, desafortunadamente desde hace ya varios años el monto de los donativos que es deducible está topado. Para las personas morales el monto máximo a deducir es de hasta el 7 por ciento de su utilidad fiscal del ejercicio inmediato anterior y para las personas físicas el límite es el 7 por ciento de los ingresos acumulables, también respecto del ejercicio inmediato anterior.

Por ejemplo, si su utilidad fiscal del ejercicio 2016 fue de $800,000, el monto máximo que puede deducir será de $56,000. Esto no implica que usted no pueda realizar un donativo mayor, pero el excedente, esto es, el monto que supere los $56,000 no será deducible.

Este es un requisito que la Secretaria de Hacienda debería revisar para momentos como los que hoy vivimos, tendrían que ampliar considerablemente el monto deducible de los donativos o, porque no, incluso eliminar el tope al que hago referencia para que todo donativo entregado durante este y el próximo ejercicio sea 100 por ciento deducible para las empresas y las personas físicas. Claro, siempre que los donativos se realicen con el fin de apoyar a las personas afectadas por los recientes sismos.

Este porcentaje del 7 por ciento disminuye a un 4 por ciento cuando quien reciba el donativo sea la Federación, las entidades federativas, los municipios, o los organismos descentralizados.

Bueno, me queda claro que los donativos se otorgan no con el fin de obtener un beneficio sino con el fin de ayudar a quienes más lo necesitan, pero no quise dejar de resaltar que existen, además, beneficios fiscales que se pueden aprovechar.

Hasta la próxima semana. @Pacoceb