“Misión cumplida”, asegura Donald Trump tras los bombardeos sobre Siria

0
97

El director del Estado Mayor Conjunto del Pentágono afirmó que Estados Unidos, Reino Unido y Francia “atacaron el corazón del programa de armas químicas de Siria”

Con la simbólica frase política “misión cumplida”, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, celebró los ataques conjuntos llevados a cabo por la Unión Americana, Reino Unido y Francia sobre Siria, cuyo régimen ha sido acusado por Occidente de haber perpetrado un ataque con armas químicas –el pasado fin de semana– en la ciudad de Douma.

Por medio de su cuenta de Twitter, el mandatario estadounidense calificó los bombardeos contra supuestos centros de investigación y almacenes de armamento químico como “un ataque ejecutado a la perfección”. Además, agradeció a sus aliados británicos y franceses por su “sabiduría y el poderío de su ejército. No pudo haber habido un mejor resultado. ¡Misión cumplida!”.

El viernes por la noche desde la Casa Blanca, aseguró que Washington está listo para ejercer una presión económica, diplomática y militar sobre el presidente sirio, Bashar Al-Assad, hasta que este ponga fin a lo que calificó como un patrón criminal para asesinar a su propio pueblo con armas químicas.

Kenneth McKenzie, quien es director del Estado Mayor Conjunto del Pentágono, dio a conocer que la ofensiva conjunta de las tres potencias occidentales, la cual se llevó a cabo durante la noche de ayer 13 de abril, “atacaron el corazón del programa de armas químicas de Siria”.

Detalló que los estadounidenses, británicos y franceses lanzaron 105 misiles contra tres objetivos en el país árabe. Indicó que la ofensiva fue un éxito y que “hasta ahora no estamos al tanto de ninguna baja civil. Afirmó que las operaciones militares de los aliados occidentales constituyeron “un golpe muy serio” contra el régimen sirio.

La portavoz del Pentágono, Dana White, indicó que los objetivos fueron elegidos de forma “muy metódica” y describió como “decisión deliberada” la orden para atacar las instalaciones sirias de armas químicas. Agregó que el vecino país del norte confía en que los bombardeos había “degradado significativamente su capacidad de usar arma químicas”.

Asimismo, dijo que dichas operaciones militares “no representan un cambio en la política de Estados Unidos ni un intento de deponer al régimen sirio”, pero puntualizó que “no podemos permitir violaciones tan graves del derecho internacional”. También hizo un llamado a Rusia para que “cumpla su compromiso” de garantizar que el régimen de Al-Assad renuncie al armamento químico.

Por su parte, el presidente ruso, Vladímir Putin, quien junto con Irán es el principal aliado del gobernante sirio, calificó los ataques como “un acto de agresión” que solamente agravará la crisis humanitaria en la nación árabe. Tras los bombardeos, Moscú convocó a una reunión de emergencia del Consejo de Seguridad de la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

Estados Unidos, Reino Unido y Francia lanzan ataque conjunto contra Siria