Complejo comprobar biodegradabilidad de bolsas: especialistas

0
199

“La diferencia es muy pequeña como para que de pronto los ciudadanos de a pie podamos decir ‘esta es una bolsa biodegradable y esta no’”: Greenpeace

La biodegradabilidad de un producto no necesariamente está asegurada cuando, en el caso de las bolsas de plástico, se les coloca un sello o leyenda de ‘100 por ciento biodegradable’; además de que éstas -en algunos casos- se encuentran teñidas con tintas tóxicas para el medio ambiente y aun así cuentan con dicha referencia.

Así lo dijo a Códigoqro el responsable de la Campaña de Océanos de Greenpeace México, Miguel Rivas, quien además cuenta con un doctorado en Ciencias Biológicas por el Instituto de Ecología de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM). En entrevista, el activista ambiental acotó que, inclusive, una bolsa 100 por ciento biodegradable no es lo mismo que una biodegradable al 10 por ciento.

“El hecho de que sea biodegradable significa que en algún momento -tanto su composición física como química- se va a descomponer mediante agentes biológicos o de la naturaleza en sí misma, acciones mecánicas o de radiación ultravioleta. De alguna forma los materiales en general son biodegradables, lo importante es en cuánto tiempo. Si esto ocurre en 100 años, pues no hay ninguna mejora; si ocurre pronto, pues hay que ver cuál es la cantidad de residuos que deja; y si esto tiene que ver con una mezcla de polímeros plásticos actuales no derivados del petróleo, obviamente va a tener un impacto también sobre el medio ambiente, solo que va a ser un impacto no visible”, explicó.

“Imperioso” definir concepto de biodegradable

Aunque reconoció que el Reglamento de Protección Ambiental y Cambio Climático del Municipio de Querétaro es una avance importante en favor del medio ambiente -cuya vigencia inicia hoy y que prohíbe en su artículo 132 que los establecimientos vendan o regalen bolsas de plástico desechables a sus clientes para el acarreo de productos y, a su vez, en el artículo 133 establece que no se sancionará a aquellos que otorguen bolsas de plástico biodegradables para este mismo fin- calificó como “imperioso” que el ordenamiento defina el porcentaje de materiales que deben tener las bolsas para considerarse biodegradables.

“Hay que aclarar bien las definiciones, en eso radica la importancia de qué entendemos por qué cosa. En el caso de los productos que sean biodegradables, hay que especificar cuánto porcentaje de biodegradabilidad tienen: si son 90 por ciento biodegradables, 50, 20, 10… porque eso importa mucho”, propuso.

La biodegradabilidad, ni a la vista ni al tacto

En el artículo 19 del Reglamento en cuestión, se establece que la Dirección de Ecología Municipal tiene la atribución de vigilar el cumplimiento de la regulación del uso de bolsas de plástico desechables en establecimientos y sancionar en caso de incumplimiento. Tanto para Miguel Rivas, como para la doctora en Ciencias de los Alimentos por el Instituto Politécnico Nacional (IPN) y académica de la Facultad de Química de la Universidad Autónoma de Querétaro (UAQ), Montserrat Escamilla García, una de las formas de verificar que una bolsa sea biodegradable y en qué proporción, es a través de pruebas de laboratorio pues esta condición no se puede determinar mediante el tacto o a simple vista.

En entrevistas por separado, compartieron lo siguiente:

“Una plástica puede pasar aire, tierra, todo y sigue intacta la bolsa; en este caso se van a ir como deshaciendo las bolsas poco a poco, entonces sería probarlas, porque es muy difícil agarrar la bolsa y -tal cual- verla y decir es 100 por ciento biodegradable. A simple ojo, no”, sostuvo Escamilla García.

“La diferencia es muy pequeña como para que de pronto los ciudadanos de a pie podamos decir ‘esta es una bolsa biodegradable y esta no’. Por eso es importante para este tipo de normativas la certificaciones”, planteó Rivas.

De acuerdo con el Reglamento, un inspector ambiental cuenta con la capacidad para vigilar el cumplimiento de las normas en la materia, ¿podrán estos funcionarios, u otros nombrados por el municipio, verificar que en los establecimientos se den bolsas de plástico biodegradables?, ¿de qué manera comprobarán la biodegradabilidad de los materiales con que están hechas?

Destaca Marcos Aguilar de oportunidad para producción de bolsas biodegradables