Caravana migrante es una emergencia nacional para Estados Unidos: Trump

0
27

Ante el avance de la caravana migrante por México, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, amenazó hoy otra vez con frenar la ayuda económica para Guatemala, Honduras y El Salvador

Mientras miles de migrantes centroamericanos se abren paso en México para llegar a la frontera con el vecino país del norte, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, calificó la caravana de personas indocumentadas como una emergencia nacional para la Unión Americana y advirtió con empezar a recortar la ayuda financiera a Honduras, El Salvador y Guatemala.

Pese a la gran cantidad de mensajes publicados en su cuenta de Twitter, todavía no está claro qué tipo de acciones tomarán la Casa Blanca, la Patrulla Fronteriza y el Pentágono para detener el paso de los migrantes originarios de aquellos países de América Central.

“Guatemala, Honduras y El Salvador no fueron capaces de hacer el trabajo de impedir que la gente abandone sus países y entre de manera ilegal a Estados Unidos. Ahora empezaremos a recortar, o reducir sustancialmente, la masiva ayuda exterior que les damos de forma rutinaria”, señaló el mandatario estadounidense.

Asimismo, el inquilino de la Casa Blanca criticó a las autoridades mexicanas por -dijo- haber sido incapaces de frenar el avance de la caravana migrante; por lo que puso a las fuerzas de seguridad estadounidenses en estado de emergencia nacional.

“Tristemente, parece que la policía y el Ejército Mexicana son incapaces de detener la caravana que se dirige a la frontera sur de Estados Unidos (…) He alertado a la Patrulla Fronteriza y al Ejército de que esto es una emergencia nacional”, destacó.

Tanto Trump como el Partido Republicano han abordado este tema como un asunto de campaña rumbo a las elecciones de medio término del 6 de noviembre próximo, cuando se definirá si pueden mantener su control sobre la Cámara de Representantes y el Senado del Congreso de la Unión Americana.

Previamente, el presidente de Estados Unidos -que ha hecho de la migración ilegal un tema central de su programa de gobierno- ya había amenazado con frenar la ayuda económica para las naciones centroamericanas y hasta con cerrar la frontera con México con el apoyo de soldados estadounidenses si no se detiene la marcha de los migrantes indocumentados.

Durante 2016, la Casa Blanca entregó aproximadamente 131 millones de dólares a Guatemala, 98 millones de dólares a Honduras y 67 millones de dólares a El Salvador, según datos oficiales; sin embargo, para el próximo año, tiene previsto reducir dichos montos a 69 millones de dólares para Guatemala, 65 millones de dólares para Honduras y 45 millones de dólares para El Salvador.

Si migrantes no obtienen asilo en México, EEUU los echará: Donald Trump