Día de Muertos impulsa turismo internacional

0
23

El 1 y 2 de noviembre son días especiales para los turistas, no solo de México, sino de otros países que llegan a conocer la cultura mexicana.

Los festejos del 1 y 2 de noviembre, fechas que resaltan las leyendas y costumbres de México, y que se tornan de mayor interés para los visitantes extranjeros, dejarán una derrama económica de tres mil 918 millones de pesos en la industria turística, según cifras de la Secretaría de Turismo.

En un comunicado, la agencia de viajes multicanal Almundo señaló que los destinos mexicanos más solicitados por los viajeros para festejar estas fechas son la Ciudad de México, Michoacán, Puebla, Guanajuato y Aguascalientes, en donde ha aumentado a 76 por ciento la ocupación hotelera.

La agencia detalló que entre las actividades interesantes para quienes visitan la Ciudad de México está acudir a Xochimilco, específicamente al embarcadero de Cuemanco, para disfrutar de una de las leyendas terroríficas más populares en el país: La Llorona.

Comentó que los días 1 y 2 de noviembre el poblado se llena de luz y colores, y se realizan paseos nocturnos en trajinera, aunque lo ideal es reservar desde varias semanas o meses antes.

En Michoacán, particularmente en los poblados que rodean el Lago de Pátzcuaro y su Isla Janitzio, ubicados a 60 kilómetros de Morelia, se celebra también el Día de Muertos de una manera muy especial.

En este lugar suena una campana colocada a la entrada del panteón durante toda la noche, para convocar a las almas a la ceremonia; todos visten de negro, caminan portando ofrendas mientras adoran a los muertos con cantos purépecha, implorando por su descanso y también por la felicidad de los vivos.

En tanto, en el estado de Puebla, en Huaquechula, comunidad indígena ubicada en las inmediaciones de la Sierra Mixteca y el Volcán Popocatépetl, resaltan sus monumentales altares, los cuales son una mezcla de tradiciones prehispánicas y católicas.

Estos altares están dedicados principalmente a personas fallecidas recientemente y todo comienza con las campanadas del templo a las 14:00 horas del 1 de noviembre.

En San Miguel de Allende, Guanajuato, la celebración se remonta también a la época precolombina y participan por igual locales y turistas que se disfrazan de calaveras y catrinas para repartir dulces a todos los niños en su recorrido.

Mientras que, en el Festival de Calaveras en Aguascalientes, uno de los atractivos más importantes de la ciudad, la ciudad se convierte en una pintoresca celebración a los difuntos.

Este festival surge con el objetivo de rescatar y preservar las tradiciones del Día de Muertos, y dentro de su marco festivo se rinde homenaje a uno de los artistas plásticos con reconocimiento mundial: José Guadalupe Posada, grabador y dibujante hidrocálido.

La directora de Marketing para América Latina de Almundo, Sofía Ramírez, señaló que las tradiciones definen a un país, y en México se recuerdan a los difuntos de una manera muy especial, “y nos gusta compartir con los turistas internacionales un poquito de nuestras tradiciones”.

Expresó que cada Pueblo Mágico de la República Mexicana tiene su esencia y su encanto, y los habitantes reciben con los brazos abiertos a todos los turistas nacionales y extranjeros.

Día de Muertos: “nomás el recuerdo queda”