“Por necesidad”, administración de Marcos Aguilar adquirió maqueta monumental

0
533

La administración municipal de Marcos Aguilar Vega pagó 9 millones 059 mil 600 pesos al artista Pablo Rafael López Artasánchez por la maqueta en bronce del Centro Histórico

El argumento de la entonces secretaria de Cultura, Laura Cors, para solicitar al Comité de Adquisiciones, Enajenaciones, Arrendamientos y Contratación de Servicios del Municipio de Querétaro –el 7 de marzo de 2018- la adquisición de una maqueta artística de la zona de monumentos históricos “vaciada en bronce a la cera perdida, logrando una apreciación lo más pegada a la escala real de 1:150, para el uso y disfrute de la ciudadanía queretana y la admiración de los visitantes de la ciudad”, fue que era una “necesidad”.

Según consta en documentos obtenidos a través de la solicitud de información con número de folio 00539818, la motivación expuesta fue que “Actualmente la Ciudad de Querétaro es parte de la Asociación Nacional de Ciudades Mexicanas Patrimonio Mundial y solo dos ciudades de las diez, cuentan con una Maqueta en su centro histórico, la Zona de Monumentos Históricos de Querétaro, será la tercera ciudad en contar con una maqueta artística en bronce y será mucho más grande que las anteriores, es por eso que Querétaro tiene la necesidad de contar con una maqueta arquitectónica en bronce para el uso y disfrute de la ciudadanía queretana y la admiración de los visitantes de la ciudad”.

La contratación se hizo vía adjudicación directa, “toda vez que el proveedor cuenta con certificado de derechos de autor (…) y cuenta con la experiencia de haber realizado 2 maquetas de centro histórico en la República Mexicana para la ciudad de Puebla y la ciudad de Campeche”.

La maqueta costó 9 millones 059 mil 600 pesos; el contrato se hizo por adjudicación directa –a solicitud de la propia Laura Cors- con la empresa “Industrial Supplier Artasánchez”, S.A. de C.V., ubicada en el estado de Puebla; cuyo administrador único es Pablo Rafael López Artasánchez, autor y titular de la obra.

El giro de dicha empresa, según la constancia de registro al padrón de proveedores del municipio, es: “Otros servicios de apoyo a los negocios. Otros trabajos especializados para la construcción. Comercio al por mayor de maquinaria y equipo para la industria manufacturera. Reparación y mantenimiento de maquinaria y equipo industrial y servicios de limpieza de inmuebles”.

Sin embargo, el contrato consigna que su objeto social es, entre otros, “3.- la impresión, publicación, difusión de: textos, escritos y obras literarias didácticas, técnicas o científicas y en general cualquier otro tipo de obras autorizadas previamente por el autor (…) 4.- la adquisición de derechos de autor, fuentes, marcas, nombres comerciales, registro de marcas, uso comerciales y en general cualquier tipo de derechos de propiedad industrial y comercial”.

La forma de pago consistió en un anticipo del 50 por ciento a la firma del contrato y el restante 50 por ciento al entregar el trabajo concluido; el plazo para ello fue de seis meses.

Las opciones que se tenían contempladas inicialmente para su instalación al aire libre -de acuerdo con los documentos consultados- eran, en primer lugar, la Plaza Fundadores; la opción dos, el Jardín Guerrero, pero el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) no otorgó la autorización correspondiente; y la tercera, en donde finalmente fue colocada: la Alameda Hidalgo.

El artista…

Pablo Rafael López Artasánchez -señala la semblanza aportada por la empresa “Industrial Supplier Artasánchez”, S.A. de C.V.- forma parte de la quinta generación de ‘Orfebres y Escultores López’.

El artista realizó, en 1994, la maqueta del centro histórico de la ciudad de Puebla; entre otras esculturas para esta ciudad están: Sor Juana Inés de la Cruz; Mujer, La fuerza que mueve al mundo y Plácido Domingo.

De su autoría es la escultura de 2.2 metros de SS Juan Pablo II para el municipio de Boca del Río, Veracruz; y la de Manuel Gómez Morín para el municipio de Garza García, en Nuevo León, entre muchas otras obras artísticas para localidades de estados como Morelos, Quintana Roo, Tlaxcala, Aguascalientes, Chiapas, Guerrero, Estado de México, Oaxaca, Guanajuato y Campeche.

La inauguración…

“Esta maqueta, además de ser un gran atractivo turístico, también es un testimonio visual del espíritu fraterno y pacífico de Querétaro, siendo nuestra zona de monumentos la única en América Latina que mantiene intacto ese espíritu multiétnico que inspiró el trazado de nuestras calles y avenidas”, dijo el entonces alcalde Marcos Aguilar Vega, al develar la maqueta el 27 de agosto del 2018.

Ese fue su último evento público como presidente municipal, tras haberse convertido en diputado federal por la vía plurinominal; y así se despidió: “Debemos sentirnos profundamente orgullosos de los resultados que hemos alcanzado en estos tres años de gestión. En todos los espacios del territorio municipal ha habido transformaciones y cambio… Y quiero agradecer de manera muy especial a todos los queretanos que nos han brindado la oportunidad de servirles en estos tres años de gestión. ¡Muchas gracias!”, concluyó.

El robo de piezas y la reubicación de la maqueta…

El pasado 3 de enero, el secretario de Gobierno del municipio de Querétaro, Apolinar Casillas, informó que había sido presentada ante la Fiscalía General del Estado una denuncia por el robo de piezas de la maqueta monumental.

Por su parte, la secretaria de Cultura, Andrea Avendaño Macedo, confirmó tras el robo de 9 piezas, la intención de reubicar la maqueta, para lo cual explicó que tienen dos propuestas de espacios: “Se analizaron muchos espacios, pero finalmente hay dos propuestas. Son espacios cerrados como está ahorita la maqueta (…) Yo ya mandé todo lo que me solicitaron y estoy a la espera de la repuesta”, agregó.

Las garantías…

Según el “Anexo Técnico para servicios” entregado por Laura Cors al Director de Adquisiciones – y proporcionado a Códigoqro por la Unidad de Transparencia del municipio- refiere, en cuanto a garantías, que: “Se presentarán a la firma del convenio, amparando la calidad de la obra, montaje y materiales a utilizar y no amparando los daños mecánicos o físicos causados por vandalismo y/o daños causados por terceros ajenos al proveedor”.

De hecho, el contrato de adquisición de la maqueta, únicamente menciona –en la cláusula décima- la obligación del proveedor de responder por los defectos y vicios ocultos en el bien.

Analizan reubicación de maqueta monumental