Gallos Blancos empata el peor arranque de un equipo en el futbol mexicano

Con siete derrotas consecutivas, Gallos Blancos de Querétaro -con Rafael Puente del Río como entrenador- igualó hoy el peor inicio para un equipo en la historia del balompié nacional

Después de haber hilado su séptima derrota en lo que va del Torneo Clausura 2019 de la Liga Bancomer MX, los Gallos Blancos de Querétaro empataron -este domingo 17 de febrero- el peor arranque de un equipo en la historia del fútbol mexicano; fue hace tres años, cuando Dorados de Sinaloa acumuló una mala racha de igual magnitud.

Pese a los descalabros consecutivos frente a Atlas, Pachuca, Monterrey, León, América, Pumas y Lobos; los directivos del equipo emplumado han optado por mantener al director técnico Rafael Puente del Río en el banquillo; aunque han circulado versiones de posibles sucesores como José Manuel “Chepo” de la Torre, Rubén Omar Romano o Víctor Manuel Vucetich.

Tras las primeras siete jornadas del actual certamen, la escuadra queretana se mantiene hundida en el último lugar de la tabla general sin puntos y con una diferencia de goles de -15. Además, es la segunda ofensiva menos productiva con apenas tres anotaciones y es la peor defensiva con un total de 18 goles recibidos.

Mientras que en la lucha por el no descenso, el conjunto plumífero se encuentra solamente por encima de los Tiburones Rojos de Veracruz, los cuales parecen estar condenados a perder la categoría. Sin embargo, los verdaderos problemas para Gallos Blancos de Querétaro comenzarán a partir del próximo año con el riesgo latente de descender.

En una exhibición de sus carencias futbolísticas, el cuadro queretano fue vencido 1-3 hoy por los Lobos de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP), que se impusieron con goles del hondureño Michaell Chirinos, el argentino Leonardo Ramos y el brasileño Yago da Silva. Por su parte, el colombiano Ayron del Valle marcó el tanto de la honra.

Al comparecer en conferencia de prensa, Puente del Río descartó presentar su renuncia al cargo de entrenador: “Yo siempre lo he dicho y estoy convencido de eso: hoy tengo que ser mejor entrenador de lo que era ayer, pero peor de lo que seré mañana (…) Señal de que voy creciendo y de que me voy fortaleciendo con base en todas las experiencias que te deja esta profesión”, dijo.

Rafael Puente se mantiene en el banquillo de Gallos Blancos de Querétaro