30 años sin el gran seductor mexicano

0
146

Hoy se cumplen 30 años del fallecimiento del actor mexicano Mauricio Férez Yásbek, conocido como Mauricio Garcés.

El ícono del cine mexicano que puso en alto la caballerosidad y el porte, nació el 16 de diciembre de 1926 en Tampico, Tamaulipas, en el seno de una familia de origen libanés que se trasladó al entonces Distrito Federal cuando el actor tenía siete años.

Abandonó la carrera de Ciencias Químicas para trabajar como cobrador en una empresa de muebles, posteriormente fue redactor en un diario capitalino y fue gracias a su tío Tufic Yásbek que ingresó al mundo de la farándula.

Su primer trabajo fue en la cinta La muerte enamorada (1950), protagonizada por Miroslava Stern y Fernando Fernández. Fue en la película Don Juan 67 (1966) en la que realizó el personaje de galán otoñal, elegante y mundano que lo hizo famoso.

Modisto de señoras, Vidita mía y El cuerpazo del delito fueron algunas de las cintas que lo colocaron como “El Don Juan” del cine mexicano.

En la última década de su vida, Garcés perdió su dinero debido a una fuerte adicción al juego. De acuerdo a publicaciones de aquella época, el actor se quedó en la miseria, ya que perdió grandes cantidades de dinero y cuando enfermó de enfisema pulmonar, tratar el padecimiento se convirtió en algo muy complicado.

Mauricio Garcés murió el 27 de febrero de 1989 y fue enterrado en una tumba modesta en el Panteón Francés, en la Ciudad de México.

Muere Karl Lagerfeld, famoso diseñador de moda de Chanel