“Necesitas morirte para que te atiendan”: pacientes del IMSS

Aunque algunos pacientes manifestaron que hasta el momento han recibido una buena atención, otros expresaron sus inconformidades

“¿Qué haces cuando vienes a urgencias? Yo creo que necesitas morirte para que te atiendan”, dijo una trabajadora afiliada al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), al salir de consulta del Hospital General Regional número 1 de Querétaro, donde le pidieron hacerse un ultrasonido en un laboratorio particular, pues, mencionó, no tienen el equipo necesario en el instituto.

“No tienen los equipos necesarios, me imagino, por ejemplo, ahorita pues tengo que hacer un ultrasonido y no lo tienen en el Seguro y lo tengo que hacer fuera, particular; ahí sí digo bueno, ya ni modo, tengo que pagar”, refirió.

Aunque algunos pacientes manifestaron que hasta el momento han recibido una buena atención en el IMSS e, incluso, aseguraron que surten completas sus recetas médicas, les brindan consultas sin ninguna complicación en el tiempo convenido y no les han retrasado los estudios de laboratorio, otros expresaron sus inconformidades:

“Muy mal ahorita con el seguro. Prácticamente me corren de la Unidad 13 sin ver mis estudios, sin ver nada, solamente que me vaya a sacar cita a la nueva Unidad y voy muy enojada por eso. (…) Me mandan hasta allá (a El Marqués) y yo pertenezco a Santa Rosa y tenía cita con el cirujano y vengo con mis estudios, donde ya no me quisieron atender; entonces, tengo que ir a mi doctor familiar para ver, que me dé un papel o cómo me van a mandar allá al otro”, relató.

De acuerdo con la entrevistada, ella acudió hace dos semanas a realizarse unos análisis de laboratorio, pero el médico tratante le indicó que debía sacar una nueva cita, “pero como no salió el estudio ese día, pues ya perdí, ya no me dijo que me lo leyera ni nada. (…) Me retrasaron un estudio porque parece que falló el sistema en donde me hicieron el estudio”, narró.

Abundó en que hay ocasiones en las que le surten los medicamentos en su totalidad; no obstante, cuando se le prescribe medicina que no hay “y viene uno, dos o tres veces, pues ya se pierde”.

Intolerantes al gluten deben de evitar alimentos empaquetados o procesados: IMSS