Ingesta excesiva de sal puede causar cáncer gástrico: IMSS

Ingerir sal en exceso es factor de riesgo para desarrollar hipertensión, problemas en el corazón, accidente cardiovascular y daño en riñones, que puede derivar en cáncer gástrico

De acuerdo con que el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), el consumo elevado de sodio, puede causar varias afectaciones como problemas en el corazón, hipertensión y daño en riñones, lo cual lleva a insuficiencia renal e incluso la posibilidad de presentar cáncer gástrico o colorectal.

A nivel mundial podrían evitarse casi dos y medio millones de defunciones, si el consumo de sal disminuye al nivel recomendado por la Organización Mundial de la Salud (OMS), que es de cinco gramos al día, es decir, una cucharada cafetera, informó la experta que encabeza un proyecto en Nutrición en la División de Hospitales de Segundo Nivel del IMSS, María Concepción Domínguez Correa.

La especialista en nutrición del IMSS recomendó una dieta equilibrada y variada, reducida en sal, que no sobrepase la recomendación diaria, que incluya frutas, vegetales, granos integrales, lácteos bajos en grasas y carnes magras; además de la consejería de los beneficios de beber agua simple potable, tener un peso saludable y realizar actividad física, pues todo ello favorece la prevención y el control de la hipertensión arterial.

La sal es vital para el correcto funcionamiento del organismo, consumirla en las cantidades recomendadas permite una adecuada función de los músculos y del corazón; ayuda al cerebro a controlar los impulsos nerviosos; regula los fluidos extracelulares del cuerpo (las células necesitan agua para trabajar) y también mantiene el pH de la sangre en un balance entre ácido y alcalino.

En la dieta del mexicano se han ido incorporando cada vez más alimentos industrializados y comidas rápidas, los cuales contienen altas cantidades de sal, es el caso de frituras comerciales, sopas instantáneas, entre otros.

A esto, agregó, se suma que al momento de cocinar los alimentos generalmente se utilizan sazonadores, aderezos y condimentos industrializados para dar más “sabor a la comida”, pero éstos contienen cantidades elevadas de sodio.

Mexicanos, altamente susceptibles a padecer cáncer de piel