Fallas en el 9-1-1, tema nacional que involucra a empresas telefónicas: SSC

El titular de la SSC, Juan Marcos Granados Torres, indicó que, por el momento, no existe una fecha determinada para darle solución al problema, toda vez que, dijo, esta situación viene desde la administración federal pasada

El hecho de que las llamadas al 9-1-1 se enruten a un municipio o estado diferente al de su origen, no es un asunto de los sistemas informáticos o de los conmutadores del estado de Querétaro, sino, más bien, un tema de la telefonía local, explicó el titular de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC), Juan Marcos Granados Torres.

De acuerdo con el funcionario estatal, la problemática ya fue planteada al gobierno federal para resolverla; por ello, personal del Centro de Información y Análisis sobre Seguridad (CIAS-CQ) trabaja con el enlace del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP) en su atención, ya que, al igual que Querétaro, las demás entidades del país presentan problemas con la tecnología implementada en el número de emergencias.

“La gente marca en Corregidora y la llamada se está enrutando a Guanajuato o se está enrutando a Querétaro, y ese no es un tema de nuestros sistemas informáticos, no es un tema de nuestros conmutadores, esto es un tema de la telefonía local. (…) Esa problemática es real, este tema de los ciudadanos es real y estamos, precisamente, haciendo todo el esfuerzo los municipios (…) hubo un incremento importante en líneas telefónicas y en personal capacitado y, con todo, pues hoy seguimos teniendo problemas de llamadas, estamos en ese proceso de resolver”, refirió.

Juan Marcos Granados indicó que, por el momento, no existe una fecha determinada para darle solución al problema, toda vez que, dijo, esta situación viene desde la administración federal pasada, encabezada por el entonces presidente de México, Enrique Peña Nieto, cuando se planteó la implementación del 9-1-1 como número único de emergencias a nivel nacional.

“Toda la administración pasada, los seis años fueron de diseño del (número) 066 al 9-1-1 y tiene que ver con empresas telefónicas, no quisiera decir marcas, pero todas las empresas telefónicas están participando; entonces, es un tema no fácil de resolver y, como vemos, pues, que es una situación de largo plazo, nosotros estamos haciendo un esfuerzo, el poder Ejecutivo, para invertirle en centros como este (CIAS-CQ), en capacitación, en mayores líneas telefónicas”, mencionó.

¿Y la transición al 9-1-1?

Una publicación del gobierno federal, fechada el 30 de septiembre de 2016, señala que el 9-1-1 se implementaría en dos etapas: la primera comenzaría el 3 de octubre de 2016, en 16 estados de la República, y la segunda, el 9 de enero de 2017, en los otros 16 estados; en esta última etapa estaba contemplada la entidad queretana.

“Lo que hoy hemos logrado es que el 9-1-1 enlace y georreferencie, es decir, ubique en dónde se encuentra el teléfono desde el que se hace la llamada, para prestar un auxilio y un apoyo mucho más rápido del Centro de Atención de Emergencias más cercano. (…) Hoy el centro estará direccionando a quien corresponda. (…) Debemos celebrar este paso, esto es importante”, mencionó Peña Nieto el 16 de enero de 2017.

Al respecto, el titular de la SSC enfatizó que este ejercicio “no funcionó, no es algo que se haya podido realizar con las empresas de telefonía y, desgraciadamente, hasta la fecha sigue teniendo problemas la conectividad”.

Números y redes de emergencia

A raíz de la situación y aunado a las inversiones mencionadas, recordó Granados Torres, se establecieron esquemas de comunicación directa con la ciudadanía mediante redes -como grupos de WhatsApp, entre otros- que permiten realizar reportes de cualquier tipo, con el propósito de implementar rondines, mecanismos de prevención y de protección a diferentes sectores.

El funcionario estatal aseguró que, actualmente, los operadores del 9-1-1 están capacitados para brindar atención en casos de emergencia, ante denuncias de situaciones irregulares o sospechosas.

“La pregunta inicial sí es ¿Cuál es su emergencia?: ‘Oiga, mire, nada más quiero reportar que hay un sujeto sospechoso’. En ese momento, el operador se cambia el chip de que no está atendiendo una persona que es víctima de algo, sino un reportante que está contribuyendo con su denuncia; algo que nos ha favorecido mucho”, ejemplificó.

De acuerdo con información del SESNSP, entre enero y septiembre de este año, en Querétaro se recibieron 1 millón 72 mil 18 llamadas al 9-1-1. Aunque no es la entidad con mayor cantidad, sí es el estado con la tasa de llamadas procedentes más alta del país.

Querétaro, 4º lugar nacional en reportes al 9-1-1 sobre acoso u hostigamiento sexual hacia mujeres