Investigan a la Guardia Nacional por uso excesivo de la fuerza contra migrantes

Elementos de la Guardia Nacional, armados con equipos antimotines, lanzaron gases lacrimógenos a la nueva caravana de migrantes centroamericanos en la carretera Ciudad Hidalgo-Tapachula, Chiapas

Por su actuación contra la nueva caravana de migrantes centroamericanos en la frontera entre México y Guatemala, la Secretaría de la Función Pública (SFP) inició una investigación a elementos de la Guardia Nacional, quienes usaron gases lacrimógenos, piedras y equipos antimotines, por probable uso excesivo de la fuerza.

La Oficina de Comunicación Social de la Presidencia de la República informó que “se radicó un expediente de investigación para investigar un posible uso excesivo de la fuerza por parte de elementos de la Guardia Nacional en el río Suchiate”.

Asimismo, la dependencia federal explicó que dicha indagatoria se abrió con base en la Ley General de Responsabilidades Administrativas. Además, puntualizó que el Órgano Interno de Control estableció colaboración con el Alto Comisionado de de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ACNUR) y con otras organizaciones defensoras de derechos humanos.

No obstante, efectivos antimotines de la Guardia Nacional volvieron a bloquear el paso de los migrantes centroamericanos en la carretera entre Ciudad Hidalgo y Tapachula, Chiapas; donde les lanzaron gases lacrimógenos y los detuvieron para trasladarlos a una estación migratoria para luego deportarlos a sus países de origen.

Durante la mañana de este jueves, la nueva caravana de migrantes centroamericanos volvió a cruzar el río Suchiate (frontera natural entre México y Guatemala) con la esperanza de continuar su camino hacia Estados Unidos. Sin embargo, las autoridades federales mexicanas han endurecido su política migratoria para impedirlo.

Migrantes varados en Guatemala envían carta a AMLO