Cuando un funcionario evita dar la cara

El 9 de enero pasado, hace tres semanas, varias organizaciones sociales en el Estado de México realizaron una magna movilización para rechazar el aumento de dos pesos en el pasaje mínimo en el transporte público.
De manera simultánea se realizaron marchas en los municipios de Toluca, Tlalnepantla, Naucalpan, Ciudad Nezahualcóyotl y Ecatepec. Ese día, en la capital mexiquense, el contingente bloqueó los accesos de las oficinas de la Secretaría de Movilidad y pidió la renuncia del secretario Raymundo Martínez Carbajal.
Ese día, el funcionario no quiso dar la cara a quienes le pedían una reunión formal para analizar lo que llamaron el “tarifazo”.
A partir de ese día, una colega periodista y este reportero hemos pedido insistentemente una entrevista con el secretario de Movilidad para que explique y aclare las muchas dudas que hay en torno a la decisión unilateral del incremento en el cobro del transporte, ajuste tarifario que ha sido visto por las organizaciones inconformes como “un arreglo en lo oscurito” que solo beneficia a las empresas transportistas que ni mejoran el servicio ni garantizan siquiera la seguridad de quienes usamos este medio masivo. Aquí pueden ver parte de esa cronología del desaire: https://cnxnoticias.mx/silencio-de-semov/.
Desde el 9 de enero pasado y hasta este día 29 de enero, el funcionario estatal no ha tomado la llamada y las personas que colaboran en su oficina solo dicen que “no ha podido abrirse un espacio en su agenda para la entrevista”.
Eso sí, el funcionario Raymundo Martínez Carbajal presume haber tenido encuentros con transportistas, con congresistas mexiquenses y cuando la coordinación general de comunicación social del gobierno priista de Alfredo del Mazo Maza emite un comunicado relacionado con el tema, ha mostrado incluso contradicciones y mentiras del empleado estatal que despacha en la Secretaría de Movilidad.
Por eso es que insistimos en la entrevista, pero el funcionario no tiene tiempo. Quizá porque pierde demasiado tiempo publicando mensajes de alabanza a su jefe en sus perfiles sociodigitales.
La actuación de Raymundo Martínez Carbajal no es nueva. Desde julio de 2019 a la fecha, mi colega y yo hemos solicitado entrevistas con varias personas del gabinete de Alfredo del Mazo Maza y nadie nos ha atendido.
No es nueva porque es común que quienes cobran como empleados de primer nivel de los gobiernos estatales, municipales y federales siguen creyendo que tienen más poder del que les otorga su puesto.
Se les olvida que su paso por esas oficinas públicas es temporal y que quienes hacemos periodismo seguiremos donde estamos cuando estos personajes regresen al anonimato y luego nos quieran buscar cuando necesiten nuevamente de reflectores.
Nadie tiene la obligación de conceder entrevistas a la prensa, pero quienes ostentan un cargo público y cobran por esa labor sí tienen una obligación administrativa, política y moral de rendir cuentas de sus actos y de informar sobre lo que hacen; así que si ven por ahí a este empleado mexiquense que gusta de las ‘selfies’ en redes sociodigitales, díganle por favor que sigo esperando a que responda a mi petición de entrevista.

*Periodista, autor del “Manual de autoprotección para periodistas” y de la “Guía de buenas prácticas para la cobertura informativa sobre violencia”.