Rusia, esencial para solución en Venezuela Vaticano

0
46

El ‘número dos’ del Vaticano, el secretario de Estado Pietro Parolin, aseguró hoy que Rusia puede ayudar en la búsqueda de una salida democrática a la crisis política por la que atraviesa Venezuela.

El cardenal hizo estas consideraciones en Moscú, durante una conferencia de prensa brindada al término de una reunión de trabajo con el ministro ruso de Asuntos Exteriores, Sergei Lavrov, de la cual se hizo eco la sala de prensa vaticana.

“Creo que Rusia puede ayudar en este momento difícil, porque tiene estrechas relaciones con Venezuela y por ello puede contribuir al diálogo, que es la única vía que ve la Santa Sede para resolver la crisis”, indicó.

“La Santa Sede ha buscado comprometerse de manera muy activa en lo que respecta a la situación en Venezuela, a partir de la búsqueda del bien de la gente y la población que sabemos vive una situación de gran sufrimiento, sobre todo desde el punto de vista de la falta de alimentos, medicina, la crisis de seguridad, tantos muertos y tanta violencia”, agregó.

Insistió que la propuesta vaticana “es siempre la misma”, considera necesario lograr un diálogo entre el gobierno y la oposición “de modo serio” para llegar a un acuerdo político que permita “encontrar juntos una solución democrática y pacífica”.

Por su parte, Lavrov estableció que Rusia ha respaldado las iniciativas del Vaticano para reconciliar a las partes en el país sudamericano, un enfoque que “sigue siendo totalmente válido en la situación actual”, precisó.

El encuentro de este día forma parte de una serie de reuniones de alto nivel que Parolin sostendrá en Rusia durante una gira de primera importancia para la diplomacia del Papa Francisco, quien desde el inicio de su pontificado ha visto a ese país como un aliado clave.

La víspera, segundo día de su gira por Rusia y que concluirá el jueves 24, el cardenal se reunió con el metropolitano Hilarión de Volokolamsk, presidente del Departamento de Relaciones Exteriores del Patriarcado ortodoxo de Moscú, con quien incluso tocó “temas espinosos”.

Con el ministro Lavrov, Parolin también abordó otros aspectos como el apoyo del Vaticano a la búsqueda de soluciones justas y duraderas para conflictos que afligen en particular a Medio Oriente, Ucrania y otras regiones del mundo.

Insistió que estos conflictos deberían solucionarse respetando los parámetros “de la justicia, la legalidad, la verdad de los hechos y la abstención de manipularlos”.

Además, destacó la convergencia entre la Santa Sede y Rusia en la “fuerte preocupación” por la suerte de los cristianos en algunos países del Medio Oriente y de África, advirtiendo la necesidad de que sea preservada la libertad religiosa “en cualquier Estado y en cualquier situación política”.

Entre las actividades previstas, Parolin se reunirá este mismo martes con el líder ortodoxo Cirilo, patriarca de Moscú y de todas las Rusias, mientras el miércoles 23 hará lo propio con el presidente Vladimir Putin en la ciudad de Sochi.